Las repercusiones del escándalo de Cambridge Analytica y Facebook

Pantalla facebook para ilustrar post sobre la polémica con cambridge analytica conversiaA mediados de marzo de este año salía a la luz un escándalo que, sin lugar a dudas, será una de las noticias del año: los datos de más de 87 millones de usuarios de Facebook habían sido utilizados sin su consentimiento para influir en la campaña electoral de Donald Trump para las elecciones presidenciales de Estados Unidos, a través de la compañía Cambridge Analytica. A continuación, desde Conversia te contamos como se han ido sucediendo los acontecimientos entorno a esta polémica.

Facebook también compartió datos de usuarios con fabricantes de móviles 

No solo Cambridge Analytica tuvo acceso a datos de usuarios de Facebook. Ahora The New York Times ha publicado que 60 empresas dedicadas a la fabricación de dispositivos electrónicos, entre ellas Microsoft, Samsung, Apple o Blackberry, habrían tenido acceso a datos de la red social sin el consentimiento del usuario durante los últimos 10 años, incluso antes de que las aplicaciones de Facebook estuvieran disponibles para todos los dispositivos. En este sentido, la compañía de Mark Zuckerberg ha asegurado que se establecieron acuerdos con los fabricantes para fomentar la innovación y el desarrollo tecnológico, acuerdos que según Facebook no violan su política de privacidad, ya que el uso que pueden hacer las tecnológicas de estos datos es muy limitado y está estipulado en el contrato.

Facebook admite que recopila información incluso de personas que no son usuarios de la red social

Mark Zuckerberg ya ha tenido que comparecer ante la Comisión Europea y el Congreso de Estados Unidos por el caso de Cambridge Analytica. Justamente, pocos días después de la comparecencia de Mark Zuckerberg ante el Congreso de los EEUU, el director de Gestión de Producto de Facebook, David Baser, quiso responder a algunas de las preguntas que el fundador de Facebook no pudo contestar. Lo hizo a través de un comunicado que publicó en la web de la compañía. En dicho comunicado, Baser reconoció que la plataforma utiliza varias herramientas de marketing que permiten recopilar datos incluso de personas ajenas a la red social: “Cuando visitas una página web o una aplicación que utiliza nuestros servicios, nosotros recibimos información, incluso cuando estás desconectado o no tienes una cuenta de Facebook”. Esta recopilación de datos se lleva a cabo a través de los botones de “me gusta” o “compartir” y según aseguró Baser, se trata de una práctica muy habitual en el sector, ya que otras grandes empresas como Twitter, Pinterest o Linkedin, también lo hacen.

Según el director de Gestión de Producto, entre los datos recopilados se encuentra información sobre la dirección IP del usuario o sobre el navegador o sistema operativo utilizado por el consumidor, datos que permiten a Facebook mejorar su contenido y su publicidad.

Facebook indicará a sus usuarios qué webs y apps usan sus datos y les permitirá borrar esa información

La plena aplicación del RGPD, de la cual hemos hablado extensamente en este blog de Conversia, y el escenario generado después de la polémica ha obligado a Facebook a revisar sus condiciones de privacidad, así como los protocolos de gestión de la información personal que depositan los usuarios en la red social. En este sentido, la compañía aprovechó la celebración de la conferencia F8, realizada a principios de mayo en San José (California), para explicar algunas de las novedades de Facebook, tanto en innovación tecnológica como en el entorno de la privacidad.

Zuckerberg empezó su intervención aludiendo a los hechos sucedidos los meses anteriores: “Este año ha sido intenso. No parece que solo hayan sido cuatro meses. Vamos a asegurarnos de que nadie use mal nuestra plataforma; soy optimista y vamos a hacer que se use para hacer el bien”.

Durante la conferencia se desvelaron algunas novedades. En materia de privacidad, Facebook está construyendo un nuevo control de privacidad llamado Clear history (limpiar historial) que permitirá a los usuarios eliminar la posibilidad de que webs y aplicaciones les envíen información a raíz de sus datos. Según especificó la compañía en un comunicado, Facebook trabajará con defensores de la privacidad, académicos, legisladores y reguladores para obtener opiniones sobre el enfoque dado por la empresa a esta nueva herramienta.

Facebook gana en el primer trimestre de 2018 un 63% más que en el año anterior

Tras el escándalo de Cambridge Analytica, del que ya informamos en este blog de Conversia, uno de los momentos que se esperaba con más interés era el de la publicación de los resultados económicos de Facebook del primer trimestre del año. A pesar de que aun es pronto, ya que la fuga de datos se reveló a mediados de marzo, los resultados de la compañía de Zuckerberg no se han visto afectados. Al contrario. La red social ganó 4.988 millones de dólares durante el primer trimestre, lo que significa un 63% más que el año anterior. Sin embargo, aun es pronto porque cualquier cambio de estrategia de los anunciantes llevará un tiempo en producirse.

Según los expertos, los anunciantes podrían cambiar su estrategia de publicidad en Facebook si detectan que la implicación de los usuarios baja, pero esto parece que de momento no va a suceder. En este primer trimestre de 2018, el número de usuarios mensuales activos creció un 13% respecto al primer trimestre de 2017. Además, la audiencia de Facebook volvió a crecer en Estados Unidos y recuperó los 185 millones de usuarios.

Por lo que hace referencia a los inversores, el castigo a Facebook llegó de inmediato. Antes de la presentación de los resultados, la compañía había perdido un 10% de su valor desde comienzos de año. No obstante, tras la presentación de las cuentas, las acciones aumentaron un 8%.

El cierre de Cambridge Analytica

El escándalo sí que ha tenido repercusiones para Cambridge Analytica. La consultora que desempeñó un papel central en el escándalo de la masiva filtración y uso no autorizado de datos personales de Facebook, anunció hace unas semanas que echaba el cierre. La pérdida de clientes y los altos costes jurídicos relacionados con la filtración han provocado la decisión de cerrar la compañía. En el transcurso de los próximos meses la compañía británica iniciará procedimientos concursales.

La empresa ha difundido un comunicado en el que explica que “a pesar de la firme confianza de Cambridge Analytica en que sus empleados han actuado de manera ética y legal, el asedio de la cobertura mediática ha alejado a todos los clientes y proveedores de la compañía”. El comunicado continúa diciendo que “como resultado, se ha determinado que ya no es viable continuar operando el negocio”.

Descubre más noticias relacionadas con Facebook en nuestros  blogs de Conversia.